Adobe acaba de lanzar las nuevas versiones de Photoshop y Premiere Elements, una saga de programas cuyo objetivo es acercar a todos los públicos la potencia de edición y procesamiento del software profesional de la firma.

Para ello, Adobe vuelve a tirar de su tecnología de inteligencia artificial Adobe Sensei para conseguir que las nuevas aplicaciones sean capaces de realizar multitud de tareas de forma casi automática.

Asi, Adobe Photoshop Elements incluye nuevas herramientas como el pincel de patrones, la selección de blanco y negro, la simulación de profundidad de campo y permite, de forma automática, colorear imágenes monocromáticas, suavizar la piel de los rostros o seleccionar sujetos con un solo click.

También encontramos un herramienta para borrar personas y elementos de forma muy intuitiva que, a juzgar por lo que puede verse en el vídeo promocional, funciona muy bien.

Como suele ser habitual el software dispone de varios modos de trabajo: rápido, experto y guiado. Este último consta de hasta 55 guías paso a paso para realizar ajustes y composiciones de todo tipo.

Adobe Primiere Elements, por su parte, cuenta con un nuevo ajuste para reducir el ruido en las tomas con poca luz, una herramienta para sustituir el cielo, soporte para convertir los vídeos en time-lapses y una opción que adapta, de forma automática, un vídeo a cualquier proporción a base de rellenar los espacios con el propio vídeo, como se puede ver en la imagen inferior.

Igual que Photoshop Elements, esta versión de Premiere también cuenta con tres modos de funcionamiento y guías para crear contenido paso a paso y de forma muy sencilla.

Mejoras en el rendimiento y la compatibilidad con archivos de imagen HEIF y vídeo en formato HEVC son otras de las novedades de sendos programas, que están disponibles por 100 euros si se comprar por primera vez, o por unos 80 euros si se trata de una actualización desde la versión anterior.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.