Hace poco más de un mes Insta360 lanzó oficialmente la Ace Pro, una cámara de acción co-desarrollada con Leica con la que la firma china quiere competir en el mercado con las GoPro y las DJI Osmo Action. En Photolari pudimos probar a fondo la cámara antes de su lanzamiento para explicaros todos sus detalles, pero lo cierto es que no pusimos a prueba su resistencia.

Por eso nos ha llamado la atención este vídeo en el que Insta360 muestra las pruebas de durabilidad a las que somete a su Ace Pro antes de lanzarla al mercado. Durante 90 segundos podemos ver a la cámara golpeada por bolas de metal, cayendo desde distintas alturas, congelándose a menos 30 grados centígrados o vibrando de forma violenta.

También se somete a prueba la resistencia de los botones, las conexiones y, como no, la pantalla táctil abatible. Esta pantalla es una de la características más diferenciales de la Ace Pro frente a la competencia, y muchos usuarios han planteado dudas sobre si es la mejor opción para un cámara de acción como ésta.

Pues bien, Insta360 asegura que el mecanismo de bisagra de la pantalla se prueba durante 10.000 veces. Así mismo en el vídeo se puede ver como someten a la cámara a condiciones «climáticas» extremas, concretamente 70 grados de temperatura con una humedad relativa del 90 por ciento, una situación en la que no nos gustaría estar.

Insta360 ACE PRO-7

Obviamente se trata de pruebas de laboratorio, en la vida real pueden pasar muchas cosas para las que la cámara no esté preparada. Aun así es interesante ver como los fabricantes testean sus productos.