Una de las preguntas más repetidas ahora que hacemos miles de fotos cada año es qué va a pasar con todas esas imágenes digitales. ¿Realmente van a conservarse en el tiempo igual que pasaba con las copias en papel al disparar en analógico? Cuesta creer que sí, especialmente cuando empresas como Google avisan de posibles borrados masivos de las imágenes de sus usuarias y usuarios.

Tal como asegura una publicación en su blog oficial, debido a nuevas políticas de la compañía, Google se prepara para empezar a borrar en diciembre de 2023 imágenes, archivos e incluso cuentas enteras que hayan estado inactivas o que no se hayan abierto en los dos últimos años.

Esta acción afectará directamente a las imágenes almacenadas en Google Photos, pero también al resto de sus productos Workspace como Gmail, Drive, Meet, Docs y Calendar. De momento el contenido de los canales de Youtube (también propiedad de Google) no se verá afectado por esta medida.   

Google-PhotosUna decisión que aseguran se toma por seguridad ya que muchas cuentas antiguas -especialmente sin la verificación de dos pasos- son susceptibles a filtraciones debido a que las contraseñas pueden haberse hackeado.

“Estas cuentas a menudo son vulnerables, y una vez que una cuenta se ve comprometida, se puede usar para cualquier cosa, desde el robo de identidad a contenido fraudulento o correo no deseado”, afirman desde la compañía. 

Afortunadamente en Google aseguran que para evitar que nuestras fotos se pierdan para siempre solo tenemos que iniciar sesión en cada una de las aplicaciones y realizar alguna acción para que nuestra cuenta vuelva a considerarse activa.

Así que si tenemos por ahí alguna cuenta algo olvidada pero con imágenes o archivos que no queremos perder es importante realizar este paso antes de finales de año. Después solo será necesario abrir la cuenta al menos una vez en los próximos dos años.

La medida de borrado se aplicará por etapas y afectará únicamente a cuentas personales y no a empresas, educación u organizaciones similares. La compañía ha asegurado que a pesar de que la medida ya está aprobada, antes de empezar con la eliminación de fotografías, cuentas y archivos enviarán numerosos correos tanto a la cuenta principal como a la secundaría de recuperación para alertar de esta acción inminente.