Digitalizar el archivo de negativos y diapositivas. Un propósito que seguro muchos fotógrafos se han hecho durante los últimos años pero que han acabado descartando por falta de tiempo o por no tener a mano un escáner de película ni ganas de invertir en uno a estas alturas.

¿Y quién mejor que Kodak para buscar una solución a este problema de muchos aficionados y profesionales? La compañía, siempre con un pie en la nostalgia y otro en artilugios un tanto extraños ha presentado su nuevo Mobile Film Scanner que, básicamente, convierte nuestro móvil en un escáner.

La buena noticia es que la solución low cost de Kodak cuesta sólo 40 dólares. La mala es que se trata de un soporte de cartón con un espacio para colocar la diapositiva o era de negativos, una luz y un espacio en el que apoyar el móvil.

Una aplicación dedicada se dedica a hacer el trabajo realmente importante, convirtiendo esa imagen del negativo o la diapositiva en una fotografía digital. Dispone de ajustes para película en color o blanco y negro y también permite editar la imagen resultante.

Quienes ya lo han probado aseguran que este escáner, por llamarlo de algún modo, ofrece lo que cabe esperar por 40 dólares.

Un juguete curioso para digitaliza algunas fotos de nuestro archivo o álbum familiar, pero evidentemente no una herramienta pensada para trabajos profesionales ni muchos menos para digitalizar esos miles de negativos que tenemos olvidados en algún lugar. A no ser, claro, que no tengamos mejor plan para pasar el verano.

Compartir

2 Comentarios

  1. Esto es como si cuando se impongan los coches electricos, Ferrari saca un coche que funciona con pilas de voltio y medio y solo sirve para subirte y oir música…

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.