Las cámaras más interesantes y decepcionantes de 2017

En Photolari no tenemos premios, pero sí sabemos elegir las cámaras que han marcado este año y aquellas que olvidaríamos

11

Aunque en esta casa no se estila eso de dar premios para quedar bien con todas las marcas  -una práctica de lo más habitual y rentable- si tenemos dos bonitas costumbres que nos gusta repetir cada fin de año: seleccionar las cámaras más interesantes y repartir nuestros famosos Gatete Awards a los modelos más decepcionantes o prescindibles anunciados durante los últimos 12 meses.

La cámara más prescindible de 2017

No es que la mayoría de usuarios ni siquiera se acuerden de que Leica tiene una gama TL de cámaras sin espejo y con sensor APS-C, es que la llegada de la preciosa CL ha hecho que estos modelos de diseño modernísimo pero sin espacio para un visor integrado pinten todavía menos en el escaparate de la marca. Así que, Gatete Award 2017 a la TL2, la cámara que en realidad nadie estaba esperando.

La cámara más decepcionante de 2017

Hablar de la Canon EOS 6D Mark II no son ganas de crear polémica. De hecho, casi le damos este título un poco contra nuestra voluntad porque somos de los que más la hemos defendido de las críticas más destructivas. Incluso nos fuimos con ella a la otra punta del mundo y volvimos bastante contentos.

Pese a ello no podemos obviar que la mayoría de usuarios esperaban algo más de esta réflex de formato completo que ha llegado con bastante retraso y una lista de prestaciones por debajo de las expectativas. No es sólo cuestión del dichoso vídeo 4K, es un conjunto que no consigue destacar frente a la competencia.

Se venderá muy bien y quienes la tengan entre las manos seguro que están contentos, pero hay que decirlo claro: Canon, esperábamos más.

Las cámaras más interesantes de 2017

  • Nikon D850 y Sony A7R III

Aunque las dos han llegado en los últimos meses del año, sin duda estamos ante una de las parejas protagonistas de este 2017 que ya se termina. Por algo son la mejor réflex y sin espejo del momento, y reinas casi absolutas en sus respectivos segmentos. Suponiendo que todavía podamos seguir trazando fronteras con los espejos.

El caso es que la D850 ha llegado en un momento difícil para Nikon, tras demasiadas malas noticias acumuladas. Una prueba de que, más allá de crisis y rumores, la compañía sigue siendo capaz de poner en el mercado cámaras con una calidad y prestaciones espectaculares que incluso se atreven a combinar una resolución de 46 megapixeles con una gran agilidad.

Exactamente lo mismo ocurre con la A7R III de Sony. El mismo sensor -pero mejorado, cierto- pero un gran paso adelante en velocidad y enfoque, justo las dos asignaturas pendientes de la gama anterior. Sony vive un gran momento fotográfico, y esta es la mejor prueba de ello.

  • Fujifilm X-E3

Aunque la X-T20 ha despertado bastante entusiasmo, nosotros lo tenemos muy claro: nos quedamos con la X-E3 a la hora de escoger lo más destacado del año. No sólo porque supone la vuelta de una gama muy interesante que Fujifilm parecía tener abandonada, sino porque justo esto es lo que muchos usuarios buscan cuando piensan en una sin espejo de esta compañía: una X-Pro2 más económica o, dicho de otro modo, una X100 de ópticas intercambiables.

  • Panasonic Lumix G9

Panasonic Lumix DMC-G9

Aunque todavía no está a la venta, la nueva Lumix G9 -que nosotros ya hemos podido probar durante unas horas- merece un puesto en esta lista por una razón muy sencilla: es la cámara más potente y capaz de la compañía hasta la fecha y una de las opciones más interesantes del momento para fotografía de naturaleza. Una GH5 pero que deja la parte del vídeo en un segundo plano para centrarse ahora en la fotografía.

  • Canon G1X Mark III

Si hay que elegir una compacta, nos vamos a quedar con una que igual sorprende a más de uno: la Canon PowerShot G1X Mark III. Una gama de la que muchas veces nos olvidamos -da la sensación de que tampoco Canon le hace mucho caso- pero que ahora vuelve reforzada con un sensor de tamaño APS-C. ¿Es la mejor? No hemos dicho eso y, de hecho, toca recordar -otra vez- que esta no es la lista con lo mejor y lo peor, sino con las novedades que han marcado el año. Y esta G1X Mark III merece un lugar.

  • Yi M1

¡Que no cunda el pánico! Sí, estamos hablando de una cámara anunciada en 2016 pero de la que en realidad hemos hablado más y probado a lo largo de este 2017. Una cámara china que llega con la intención de reventar el mercado de las sin espejo, ofreciendo una Micro Cuatro Tercios con un par de ópticas por debajo de los 400 euros. La primera versión dejaba mucho que desear, pero dicen que una actualización de firmware ha hecho milagros. Buena o mala, la polémica parece asegurada si Xiaomi con su marca Yi sigue apostando por el mercado fotográfico.

  • Sony RX0

Y conectamos en directo con Madagascar para que Álvaro escoja la cámara de vídeo más destacada de este 2017. Y la elegida es la Sony RX0, por salirse del guión previsto combinando el diseño y formas de una cámara de acción -en realidad la marca insiste en recordar que no se trata de una competidora de la GoPro- con la calidad de una compacta con sensor de 1 pulgada. La autonomía es un desastre y se echa de menos el estabilizador, pero atreverse a hacer algo nuevo merece estar en este repaso a lo más interesante del año.

La cámara del año

El comité de sabios de Photolari no ha tenido que debatir demasiado para escoger la cámara -en mayúsculas- de este 2017: la Sony A9. Y es que estamos hablando de la primera sin espejo que por fin puede enfrentarse a las réflex profesionales en temas como el enfoque y áreas como la fotografía deportiva donde hasta ahora las SLR eran las únicas reinas. Una cámara que promete cambiar totalmente el mercado y seguir dando mucha guerra en 2018.

Liked it? Take a second to support Redacción on Patreon!
Compartir

11 Comentarios

  1. Me salió mal decía la,Sony A7Rll, decepcionante no se un poco la Panasonic lx100,, mucho más zoom que la la sony cybershop Rx100, pero menos diafragma útil para. Profundidad de campo efectiva lo máximo aprovechable un f 6.3 mientras en la Sony un f 8, la pantalla tiene menos definicion el menú muy extenso y enrevesado, el visor es un reflejo de la imagen de entrada tipo a una cámara de visor directo como una antigua yashica manual, nada que ver con los excelentes visores de Sony.

    • Las Sony que mencionas no lo sé pero ya te digo que la Panasonic LX100 no es de 2017. Lo digo por el titulo del articulo.. (Pero vaya, ha quedado clarito que la LX100 no te convence).

      Un saludo y buena entrada de año.

  2. No había muchas sorpresas. Sony y Nikon se llevan las menciones. En el apartado negativo podríamos decir que las actualizaciones de cámaras de gamas bajas de canikon se siguen llevando la palma. La Eos 6d MkII no creo que merezca estar entre las peores. Sí entre las que menos innovan, pero es la linea continuista de Canon. Para que tocar algo cuando funciona. El caso es que aunque funcione, ya se está atisbando que otros van tomando la delantera. Sony e Olympus son un buen ejemplo. Nikon, a pesar de los rumores sigue demostrando que no se duerme en los laureles. Quizá solo un poquito.

    Como comentario general, y que igual no está muy en consonancia con el tema del post, me hace gracia ver que en algunos casos se vende como un plus o novedad el que tenga pantalla táctil, que sea articulada, o que el enfoque se pueda hacer rápidamente tocando con un dedo en la pantalla. (El otro día estuve viendo un vídeo de Marcos Lacasa en Casanova foto acerca de la Olympus Om-d e-m1 mKII, y decía que a pesar del magnífico enfoque de seguimiento, lo más rápido no era desplazarse con el joystick por los puntos de enfoque de la pantalla, sino que el dedo es lo más rápido y que aquel para él ya estaba desfasado, al menos en fotografía naturaleza, o cuando menos de aves) cuando una simple Samsung NX 300 del 2013 ya tenía todo esto por bastante menos.

    Da la sensación de que en el mundo de la fotografía a veces la tecnología por software que ya está desde hace años en otros dispositivos, cuesta implementar, cuando tenia que ser este un sector a la última, a la par con la telefonía móvil por ejemplo, que en este campo ya permite desenfoques extremos por software, aunque todavía lo tienen que pulir, y que no cabe duda de que en un futuro llegará a las cámaras evitando que el consumidor no profesional tenga que desembolsar cantidades muy importantes en ópticas para conseguir según qué resultados.

    Sí que es puntera en sensores (faltaría más) y en marcas como Olympus, que lo han dado todo, en otro puñado de tecnologías o aplicaciones que no pasan tanto por la ótpica, sino que es software puro pero que sigue siendo muy interesante, como las fotos a 80 megapíxeles, el modo live composite y el live bulb, el modo pro capture, las ráfagas a 60 fps, etc., o el modo astrotracer de Pentax, y su pixel shift resolutión, la estupenda estabilización de aquella y la no menos importante de esta y de las Sony, etc.

    Creo que la Olympus Om-d e-m1 mKII merecería estar también en el podio por méritos propios. Es cierto que no es una cámara para todos los usos, pero ninguna lo es, ya sea por prestaciones o por precio, pero sin duda ha aportado cosas muy interesantes que otras marcas deberían bien en seguir o prestar al menos atención de por donde van los tiros.
    La Pentax k1 a pesar de sus limitaciones en enfoque y en la gama de ópticas, no desmerece para nada, teniendo la mejor relación calidad/precio del mercado. Su insigne y hasta ahora no reproducida por ninguna otra marca, sistema de sellado, aunque no sea novedoso, será siempre uno de los activos más importantes de la marca, y uno a tener muy en cuenta para cierto tipo de usuarios.

  3. Tan solo aprovechar para desearos, de todo corazón, un 2018
    lleno de esperanzas y realidades.
    Estáis haciendo muy bien los deberes y Photolari se ha convertido en una
    página muy amena y muy RIGUROSA……..y esto es muy importante.
    Un fuerte abrazo y, especialmente a Alvaro y su futura paternidad…..¡sí, no me
    olvido del “presumido” (jajaja) Iker, otro fuerte abrazo para él.
    Si me permitís la expresión, OS MANDO MI BENDICIÓN…..tengo 70 años.
    Miguel Angel Rios

  4. Totalmente desacuerdo cola pentax K-1 es todo un máquinas, a un precio muy competente para las prestaciones que tiene,en cuanto a video no entiendo nada,pero en esta giras una palanca y el botón de disparó de fotografía se convierte en el de vídeo,no como otras que tienen botones en sitios incómodos,poco accesibles, y la estabilización la única fulla frame de cinco ejes,ya que las A7 son 2+3 hay que tener el objetivo estabilizado para tener 5 ejes, lo único en que flojea la pentax es en el enfoque comparando con las otras, así todo creo que mejora si usa los puntos centrales sólo, en vez que todos los puntos.

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.