Ha sido sin duda una de las noticias más inesperadas y sorprendentes de los últimos tiempos. Hace poco más de dos meses, Nikon anunciaba a bombo y platillo que había llegado a un acuerdo para comprar Red Digital Cinema, el popular fabricante de cámaras y equipos para producciones cinematográficas.

En Photolari ya dedicamos un artículo y un vídeo a analizar a fondo este movimiento por parte de Nikon, y también a especular sobre las consecuencias que podría tener a largo plazo. Aunque la firma japonesa ya ha confirmado que por el momento mantendrá intacta la línea de producción y de venta de RED.

Lo que aun quedaba por saber era cuanto había costado esta operación, y ha habido que esperar hasta el cierre del año fiscal en Japón para conocer la cifra exacta. Nikon ha pagado por la adquisición de RED 13.167 millones de yenes, o lo que es lo mismo, unos 85 millones de dólares.

Esto parece un precio bastante bajo si tenemos en cuenta que, supuestamente, RED Digital Cinema tuvo unos ingresos en 2023 de 159 millones de dólares. Y decimos supuestamente porque al ser una compañía que no cotiza en bolsa, no está obligada a revelar públicamente sus finanzas.

Pero obviamente los ingresos no son lo mismo que la ganancias, y ahí puede estar la clave de la «ganga» que ha conseguido Nikon.

Nikon Z9
La grabación en RAW incluida en la Nikon Z9 fue el origen de la demanda de violación de patentes de RED.

Cabe recordar que el origen de esta operación está en la demanda que interpuso RED contra Nikon por el presunto uso de su formato RAW comprimido y por violación de patente. Durante la disputa legal, Nikon se dio cuenta de que podría ser mejor estrategia simplemente comprar RED.

Esto le permitía usar sin problemas todas las patentes de la marca sin pagar multas o licencias, y además le abría la puerta a Nikon al mercado del cine digital de alto nivel. En una nota emitida a los accionistas, Nikon asegura que la compra servirá para «fusionar las fortalezas de ambas compañías».

red v raptor 9
La RED V-Raptor [X], la última cámara lanzada por RED antes de la adquisición de Nikon.
Por un lado la experiencia de Nikon en «el desarrollo de productos, su conocimiento en procesamiento de imágenes, así como la tecnología óptica y la interfaz de usuario», y por otro el conocimiento de RED «en cámaras de cine, incluida una tecnología única de compresión de imágenes y ciencia del color».

A día de hoy sigue habiendo muy pocas certezas de cual será el futuro inmediato tras está fusión. Nikon ha insinuado que se plantea fabricar su propias ópticas para cine así como usar la montura Z en futuras cámaras RED, pero por el momento se mantendrá la montura Canon RF como hasta ahora.