El adaptador que convierte la Nikon D850 en un escáner de película

3

Aunque hace tiempo que Nikon jubiló su popular gama de escáneres de película, la compañía ha aprovechado el lanzamiento de la D850 para hacer un guiño a los fotógrafos que siguen disparando película y quieren digitalizar sus negativos y diapositivas.

Y es que, gracias al nuevo adaptador ES-2 la réflex digital puede convertirse en un potente escáner de 45 megapíxeles. Con un precio de unos 150 dólares, desde Nikon recomiendan usar este adaptador con una óptica macro -el 60 mm f2.8 Micro Nikkor, más concretamente- y se acompaña diversos accesorios para trabajar con diapositivas o tiras de negativos y que, eso sí, tienen que comprarse por separado.

Evidentemente, cualquier cámara digital puede utilizarse como un improvisado escáner de película, pero lo que hace especial a la nueva D850 es que incorpora una función expresamente diseñada para esta tarea y que incluso pasa a positivo los negativos digitalizados.

3 Comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.