Tras el 24-70 y el 70-200 estaba cantado que tocaba renovación del 16-35 mm f2.8 GM. Y, exactamente igual que ocurrió con los otros dos zoom, hemos descubierto que siempre hay margen de mejora en los ya de por sí excelentes objetivos GM de Sony, la gama más alta de su oferta óptica.

Sony-16-35GMII-photolari-01

La segunda generación de este zoom angular sigue al pie de la letra el guión habitual: menos tamaño y peso y la promesa de un rendimiento optimizado. Lo primero salta a la vista que Sony ha hecho un buen trabajo rascando algunos milímetros y gramos para presumir de una reducción del 20% en el peso.

Dicho así parece mucho, en realidad son unos 130 gramos respecto al modelo original. Cifras al margen, lo cierto es que montado en unas cámaras tan pequeñas como las nuevas A7C II y A7C R -los dos modelos que hemos usado para estrenarlo- no queda demasiado desequilibrado y forma un conjunto fácil y cómodo de transportar y llevar siempre encima

DSC02123

DSC02012

DSC02695

DSC02158

Sobre todo si pensamos que tenemos entre manos hasta 61 megapíxeles y un zoom angular de apertura constante f2.8. Eso sí, tampoco olvidemos que esa combinación implica un desembolso de, atención, 6400 euros.

Ahora casi nos sentimos mal por haber llevado este equipo en una bolsa de tela durante unas cuantas semanas del mes de agosto y recorriendo varias ciudades del país. Aunque, pensándolo bien, esa es la filosofía de estas cámaras y la razón de ser de la reducción de peso y tamaño de este zoom.

DSC02920

DSC02815

DSC02048

DSC02105

Centrados en la prueba de las citadas A7C, confesamos que no hemos podido hacerle demasiado caso al renovado 16-35 mm f2.8 GM II, pero estamos convencidos de que nada mejor que revisar las fotografías que hemos hecho con él para comprobar qué tal se comporta esta segunda generación.

DSC02018

DSC02930

DSC02737

DSC02179

Más allá de las novedades en el diseño -cómo se agradece ese control mecánico de la apertura- por lo que podemos ver el rendimiento es excepcional, con unas esquinas que resisten perfectamente incluso a máxima apertura, distorsión bien controlada, aberraciones cromáticas bajo control y, en definitiva, los problemas clásicos de un angular de este tipo muy bien resueltos.

¿Es mucho esos 2700 euros que cuesta el nuevo zoom? La primera versión anda ahora en tienda sobre los 2200 euros, así que es evidente que ha habido una subida de precio. También que, por ejemplo, el Canon 15-35 mm f2.8 para su sistema EOS R cuesta menos (unos 2300 euros) y que por un precio similar a este Sony Nikon ofrece un excelente 14-24 mm f2.8 Z que juega mejor la baza del angular extremo.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.