Tras seis modelos apostando inequívocamente por los sensores de formato completo, Sony acaba de dar un giro en su gama Cinema Line con el lanzamiento de la nueva FX30, una versión de la FX3 que prescinde del full frame para equipar un «nuevo» captor APS-C de 26 megaíxeles.

FX30_front_top-Mid-1200×750

Y ponemos lo de nuevo entre comillas, porque la resolución y el tamaño de este sensor nos hacen pensar inevitablemente en el que podemos encontrar en la reciente Fujifilm X-H2S.

Por fuera la FX30 es un calco de la FX3, no hay ninguna diferencia entre ambas cámaras. Eso sí, la nueva cámara de Sony pesa algo menos, 562 gramos contra los 630 gramos de su predecesora. También hereda todas las prestaciones y funciones de la FX3, incluidas las que llegaron con la última actualización de firmware.

18 mp revelado_7

Así que la gran novedad es el sensor APS-C con formato 3:2 y 26 megapíxeles de resolución, de los que utiliza un recorte de unos 20 MP en formato 16:9 para el vídeo. Se trata pues de un sensor APS-C que se convierte en un Super35 a la hora de grabar, aunque obviamente es posible hacer fotografías usando toda la resolución.

c2e67aea4d15f1f8ccbbadd52cb5effb

El nuevo captor promete un rango dinámico de hasta 14 pasos grabando en S-Log3 en cualquiera de las dos sensibilidades nativas de 800 y 2500 ISO, esto es algo más de un paso menos de lo que ofrece la FX3. La sensibilidad máxima se sitúa ahora en 32.000 ISO, muy lejos de los 409.600 que ofrecen la Sony FX3 o la A7S III.

FX30_right-Mid

La FX30 puede grabar en 4K a 50 y 60p con compresión 4:2:2 All-Intra, 10 bits y flujos de hasta 500 Mbps, todo ello usando un sobremuestreo de 6K. También puede alcanzar los 120 fotogramas por segundo, eso sí con un recorte del sensor de 1,6x. Esta es la principal diferencia con la FX3, que usa todo el sensor en todos los modos de grabación.

La Sony FX30 se podrá comprar por 2300 euros, o por 2700 euros si añadimos el asa superior con el módulo de sonido. Esto la convierte en la cámara más asequible de la gama de cine de Sony, quitándole el puesto a la FX3 que actualmente ronda los 4500 euros.